lunes, 21 de mayo de 2007

Nuestro amo juega al esclavo

Mario Mazzone, In Memoriam, 1958-2007.

Todos los ámbitos de nuestra vida, hoy en día, están empapados de una violencia casi sin control: desde un chico que le pega a un maestro por que no lo aprobó en un exámen, hasta 200 hinchas enfurecidos que destruyen los vidrios de un club, porque el equipo perdió cuatro partidos seguidos, pasando por el padre que, en un rapto de locura, asesina a su familia.

Nosotros, con conocimiento o sin él, respondemos a la violencia con mas violencia. Y no estoy hablando de violencia física, porque cuando hoy a la mañana José María Aguilar, el presidente de River declaró, con respecto a los incidentes de ayer en el hall del club, que las protestas de los hinchas "se van a acabar cuando ganemos tres partidos seguidos" o "en un estadio de 50 mil personas, doscientas no son nada", eso genera violencia.

Cuando el empleado de subte avisa que va a parar por que no está conforme con los 4.000 pesos que cobra por mes, cuando hay gente que se muere de hambre, genera violencia. Pero ojo, el empleado de subte no tiene la culpa que haya gente con hambre, y estoy de acuerdo que se gane una buena guita por un trabajo que sin dudas es muy insalubre. Porque al fin y al cabo, lo que están mal son los sueldos (bajos) de los maestros y los médicos. Pero usando un poco el sentido común, estar en un país donde un conductor de subte gana mas que un maestro o un médico, genera violencia.

Violencia es mentir, dice la canción de Los Redondos que le da el título a este post. Entonces, como no nos vamos a violentar cuando vemos a Mauricio Macri metido en una villa. Mas allá del hecho que no vaya a hacer nada acerca del problema que tienen las personas que viven en las villas, hacinadas y sin ningún tipo de higiene, sino porque es una cruel mentira ver como se besa con la gente, y después en su auto, se limpia las manos con alcohol.

Pero la violencia en sí, no es generada por esta gente. Ellos, como nosotros, son el último eslabón de una cadena de grandes injusticias. Son muchos años de gobiernos poco preocupados en la gente, flexibilizando contratos de trabajos, privatizando empresas y reduciendo personal. Y ahora, es el gobierno que, queriendo o no (..ejem..), se pone en una posición alejada del conflicto, dejando que el pueblo se pelee contra el pueblo, que el piquetero se pelee con el taxista y que el empleado del subte le cague la vida al laburante. Esto se va transformando de a poco en una lucha entre hermanos.

Lamentablemente, toda esta escalada de violencia tiende a explotar en algún momento. La mentalidad de nuestra sociedad es cíclica, hay momento en que decide bajar la cabeza y aceptar lo que venga, y hay momento en que explota, y los resultados son desastrosos. Sin dudas, en esta época, la presión de la gente está por llegar a su punto de ebullición. Y todos sabemos lo que va a pasar, pero nadie se anima ni a pensarlo.

Por eso te digo a vos, seas empleado de subte, medico, maestro o taxista, cuando todo esto explote, fijate de qué lado de la mecha te encontrás...

7 comentarios:

Rodrigo dijo...

Generadores de violencia sobran. De todas maneras, la principal fuente es el gobierno.
Es muy complicado para una persona saber que el país crece, pero no es tenida en cuenta.
Es demasiado para cualquier cabeza, el dato de que el 50% de la población en Argentina es pobre, pero que el número de reservas en el tesoro nacional es cifra récord en la historia de la Nación. Lo peor, es que no es un dato que haya sido obtenido por algún periodista, durante una muy osada investigación. No, ese dato lo dió el propio presidente, a una semana de que la policía de Neuquén había asesinado a un maestro, justamente por pedir un aumento salarial, que proviniera de ésa reserva récord...
Eso es violencia. Mostrarte en la cara lo que me pedís porque no lo tenés y decirte que no te lo doy porque no quiero...
Violenta es la actitud del técnico de mi equipo, quien desde la soberbia traspasa la responsabilidad de la mala campaña de River, a la suerte y a los malos arbitrajes, deslindándose de toda responsabilidad de como juega el equipo (o de que el equipo no juegue a nada). Violento, es decirle a los jugadores, "se van a ir unos cuantos antes que yo...". Violentados están los jugadores, por la presión de la hinchada y la que viene desde el club, sino no se explican cuatro expulsiones consecutivas, siendo que cuatro fechas es la cuarta parte de lo que se lleva jugado del torneo.
En fin, podríamos ponernos a pensar un poco, y revisar que es lo que queremos para nuestras vidas...

Jes dijo...

No quiero agregar nada, igual después no nos culpes a Rodrigo y a mi de ponernos políticos con los comentarios, eh!
No, no te critico... para nada, me encantó lo que escribiste pero fijate cómo nos das letra.

Besos!

r.- el corre ambulancias dijo...

vos te me estas poniendo medio zurdito, y te vamos a encontrar y cagarte a palazos

es el unico modo de terminar con la violencia

(me saco el sombreo -alias gorro- ante la logica de tu post, sos groso, sabelo)

guadis! dijo...

Visito seguido este blog, pero creo q nunca comenté nada. Me gustó mucho este post, refleja lo que muchos pensamos. En definitiva, creo que con esta violencia se genera una lucha de pobres contra pobres, en un sentido figurativo, claro. En Córdoba los choferes de ómnibus también hacen paro por reclamos salariales aunque tienen un abultado sueldo en comparación a la mayoría de las profesiones. Nadie quiere seguirles aumentando, pero sus quejas paralizan una ciudad entera. Estamos cada vez más cerca de la ley de selva... Saludos!

Araña dijo...

Justamente esta mañana estaba escuchando que habia un corte de calle o autopista por acá no se de que gremio que me resultó extrañísimo (onda trabajadores de la industria de los monopatines impulsados a jabón en polvo o algo así..) y pensé: lo peor de todo esto: violencia, cagarse en los derechos de los demás, locura, etc.. es que cada vez (al menos yo así lo siento) nos llama menos la atención, se nos ha hecho una costumbre.. y eso, realmente es muy, pero muy triste..
Un beso.
Buen finde

Gonchi dijo...

rodrigo: habria que empezar a pensar de una buena vez por todas no?

Jes: soy asi, tiro la piedra y escondo la mano

r.-: los estare esperando, con un palo y una bufanda en la cara

guadis!: vamos animese mas seguido a comentar. Bienvenida

Araña: ojo con los trabajadores de la industria de los monopatines impulsados a jabon en polvo, son bravisimos

Anónimo dijo...

Anonimo, me puse,. porque no tengo clave ni nada, "NUestro Amo juega al Esclavo",.- hice un clip con ese tema,.- casualmente la violencia es manipuladora de la razon muchachos, esta muy bien como plantea el articulo principal, que todos poseemos de ella. Pero si de polñiticA SE trata,. es primordial la memoria. Dictaduras, grupos extremistas, políticos que ejendrando violencia movieron la voluntad del pueblo a su antojo... LA guerra de malvinas,.- un sentimiento violento hacia todo lo ingles camuflado en un chistoso Nacionalismo (el unico fue el ex-combatiente),. un Perón diciendo "LA violencia en manos de los pueblos no es violencia,. es justicia".,-y despues se lava las manos con los montoneros... Pensemos RAZONEMOS!,. naciste en un hogar, con luz gas, comida.., otros no,. otros aprendieron a zafarla de otra manera... Sentite parte de la solucion buscando el pensamiento que une no disgrega,.- que no es complice de los gobiernos, gente recagada en plata,. que lo unico que le preocupa es la lucha del poder,.- despues...despues "DEntro Del PAlacio, Los Jueces se Rien de VOs".... nosotros estamos fuera del palacio, en la calle viviendo la realidad, no leyendo una estadistica. El dia que nos demos cuenta de que estamos enojados por las mismas causas "contra lo injusto", No va a ver mentira que los ayude, no va a ver Violencia que nos divida. ¿lejos estamos?...
PD: perdon si me fui de mambo, pero en politica social,. una cosa te lleva a la otra,. saludos!
Antoniazzi Juanpitufo